Menú

Un carnicero nos da consejos para preparar tus propias hamburguesas caseras

Hace algunos días fue el Día de la Hamburguesa. Y bueno, todos salieron a por una.

El tema es que una tradición que se ha perdido es el hacer esta preparación en la casa.  Y no hablamos de comprarla congelada, sino que hacerla completa, tal como se hacía antes.

Este platillo, de discutido origen y que se hizo famoso con la llegada de la comida rápida, goza de gran versatilidad, ya que, a su base compuesta de carne, pan y aliños, se pueden agregar distintos productos a gusto de cada consumidor, y lo mejor es que hacerlas en casa es muy fácil. Con esta receta, cada comensal disfrutará del sabor.

Partiendo desde lo más importante, el pan: este plato no se acompaña de un tipo de pan específico, pero ideal escoger uno de forma más aplanada. Y si el propósito es que luzca como una clásica hamburguesa de revista, hay que preferir un pan frica o de hamburguesa.

El elemento crucial de este platillo es la carne, sin embargo, hay que saber dónde comprarla, ya que es importante que sea un producto fresco. Para eso, Marcelo Muñoz, jefe de local de Doña Carne, entrega sus recomendaciones: “para la elaboración de la hamburguesa lo ideal es comprar posta negra o posta rosada molida. También puede ser entrecot, lomo liso o vetado y palanca. Se puede pedir el trozo o que la muelan en la misma carnicería, pero es importante que solo pase una vez por la moledora, así queda granulada y no como una pasta. Lo mejor es decir que la carne es para hacer hamburguesas”.

Al momento de prepararla: poner la carne en una fuente y, para dar más sabor, agregar pimienta, sal y dejar reposar por unos 30 minutos. Luego, agregar huevo y amasar hasta que todos los ingredientes se integren bien. Por último, recomienda Muñoz, moldear la forma de las hamburguesas del tamaño que se requiera con la mano. Finalmente, cuando ya estén todas listas, estas se pueden cocer al sartén, parrilla u horno.

Sí hay que tener en cuenta que, al momento de comenzar a amasar, a esta preparación se le pueden agregar diferentes ingredientes como cebollín, romero, aliño completo, zanahoria, lechuga o alguna salsa especial, entre otros. De esta forma, el resultado final es completamente original, donde cada cocinero se puede lucir con su propia preparación.

Por otro lado, también existe una composición que permite hacer las hamburguesas aún más ricas. Según Muñoz “hay que unir factores que le dan otro toque a estas preparaciones: grasa, sabor y terneza. Para esto, hay que juntar tres tipos de carne en ciertas proporciones: 30% plateada, 20% asado de tira y 50% lomo liso. De esta forma, las bondades de estos cortes dan un resultado mucho más sabroso”.

Lo bueno de las hamburguesas caseras es que la base es simplemente carne y huevo, el resto de los ingredientes son imaginación de quien las prepara, además de ser una excelente opción económica.

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos