Menú

Una propuesta que combina un gran vino vino y un risotto de champiñones

Por Mario Riveros M.

Si tiene ganas de comerse un risotto, pero esos de verdad, con grana padano, sin crema y con callampas, lo tiene que preparar en la casa o, simplemente, ir a la segura en lugares que de verdad sepan hacerlo.

Yo les recomiendo el Rivoli (en Nueva de Lyon Lyon), que no tiene la botella que marida perfecto con este plato, y donde el descorche cuesta $7 mil; o La Signoria (en Bellavista esquina Loreto), que tiene una carta rotativa y que no ofrece alcoholes, pero permite descorche a $3 mil.

Aquí la cremosidad de un plato difícil de preparar de manera correcta y que pocas personas saben servir a punto, va perfecto con un vino que, desde mi punto de vista, es un gran vino: Ocio, de Cono Sur.

Matías Ríos, enólogo de  Cono Sur, explica que este vino, el ícono de la viña, “tiene un color rojo rubí profundo en el que las frutas rojas y berries se entremezclan con flores blancas, violetas y especias dulces”.

Es un vino elegante y fácil, de alto valor pero que realmente vale la pena. La recomendación de Ríos también incluye acompañarlo de “carnes rojas, aves, patos y quesos maduros”.

 No hay comentarios

Déjanos tu comentario

*Campos requeridos